Complejo Asistencial Dr. Sótero del Rio
Menú Principal
21 de noviembre de 2018

Banco de Leche Materna celebra tres años de positivo funcionamiento

**El Banco de Leche está dirigido principalmente para la alimentación de bebés prematuros con un peso menor de 1.500 gramos y/o 32 semanas. Esto los beneficia significativamente, porque contribuye a reducir las complicaciones intrahospitalarias por falta de leche materna, como la enterocolitis necrotizante, sepsis, dependencia de oxígeno, retinopatía del prematuro, entre otras.

No sólo alimento a mi hija con mi leche materna, sino también a muchos otros bebés prematuros que no pueden hacerlo de sus propias madres. Me siento con la responsabilidad de hacerlo, porque donarla es salvarles la vida”, son las emotivas palabras de Verónica Valenzuela, donante de leche del Banco de Leche Materna del Complejo Asistencial Dr. Sótero.

Este 21 de noviembre se cumplen 3 años de funcionamiento del primer Banco de Leche Materna del país, convirtiendo al Servicio de Neonatología del Complejo Asistencial Dr. Sótero del Río, en pioneros en esta importante iniciativa que ha beneficiado a 218 bebés prematuros extremos del centro asistencial y ha recolectado más de 1.500 litros de leche materna.

El Banco de Leche Materna tiene la finalidad de promover, apoyar y recolectar donaciones de leche materna para la alimentación del prematuro de muy bajo peso (menor de 1.500 gramos y/o 32 semanas) que no tenga suficiente leche de su propia madre durante las primeras semanas de vida. Las madres donan su leche, luego se realizan exámenes exhaustivos para descartar cualquier enfermedad infecciosa que pudiese alterar el proceso. Se han desarrollado guías para la obtención y manejo de leche humana donada segura, que incluyen una detallada evaluación de factores de riesgo en la donante, evaluación serológica de patologías virales, pasteurización y trazabilidad de la leche administrada. Todo con la finalidad de suministrar la leche materna a los bebés prematuros con toda la seguridad necesaria, la cual puede ser almacenada, según las normas, hasta seis meses.

Verónica Valenzuela amamanta a su hija Lucía que está a punto de cumplir un año de vida, y además se extrae suficiente cantidad para donar al Banco de Leche Materna. “Ellos van a mi casa a buscarla, yo me preocupo de extraerme lo mejor posible, usando todo el estándar de higiene necesario, ya que siento una gran responsabilidad al hacer esto. Yo no sólo alimento a bebés prematuros, sino que también les ayudo a salvar sus vidas. Mi sobreproducción de leche es una bendición que compartimos como familia”, enfatiza.

“Gracias a la leche donada, mi hija ha crecido mucho mejor”

Violeta nació a las 27 semanas, pesó 780 gramos y midió 36 centímetros, siendo una prematura extrema. Lleva cuatro meses hospitalizada y ha sido beneficiada por el Banco de Leche Materna. “Producto de una preclamsia se adelantó mi parto, el cual iba súper bien hasta ese minuto. Cuando ella nació yo tenía leche, pero por todo el proceso que uno vive acá de estrés, angustia y no saber si tu bebé va a sobrevivir, me disminuyó considerablemente. Pero ahí estaba la opción del Banco de Leche, gracias a la leche donada mi hija ha crecido mucho mejor”, son las palabras de Karina Sandoval, mamá de Violeta.

El Jefe del Servicio de Neonatología, Dr. Juan Pablo Cortés, señala que “una de nuestras misiones fundamentales al ser un hospital de alta complejidad es atender a prematuros extremos. Tenemos una importante población de bebés menores de 28 semanas y bajo los 1.000 gramos y son los más propensos a estar graves en relación a su prematures extrema”. Una de estas complicaciones, enfatiza el especialista, son las inflamaciones intestinales, “está evidenciado a nivel mundial que el hecho de poder recibir leche materna exclusiva – y dentro de ello si no es propia de su mamá, sea donada dentro de los respectivos estándares de calidad y control- es un tremendo beneficio que apunta a su mejor evolución, menor repercusión en la parte intestinal y un mejor desarrollo psicomotor”.

La Matrona encargada de Lactancia, Graciela Lavanderos, agradeció a todas las mamás que han donado su leche materna durante estos años, ya que ha permitido contribuir al desarrollo de los bebés prematuros. “En esta instancia agradezco a cada una de ustedes por su compromiso y ayuda desinteresada en esta noble causa”, puntualizó.

¿Cómo puedo ser donante?

Toda mujer sana puede donar su leche de forma voluntaria siempre y cuando no interfiera en la óptima nutrición de su hijo. Se debe contactar directamente al Banco de Leche Materna del Complejo Asistencial.

¿Qué requisitos debo cumplir?

-Ser una mujer sana

-Con nutrición normal o con sobrepeso

-Sin consumo de alcohol, tabaco, drogas o medicamentos.

-Debe aprobar una encuesta de hábitos y realizarse exámenes de sangre.

¿Porque es importante la leche materna para el bebé prematuro?

-Reduce complicaciones intrahospitalarias que pueden ser graves.

-Mejora el desarrollo neurocognitivo.

-Mejor nutrición.

-Mejor digestión.

-Aporta a la formación de tejidos y membranas celulares.

-Adecuada absorción de fierro.

-Aporte inmunológico.

¿Existen riesgos para donar leche?

No existe ningún riesgo para la madre donante, pero debe asegurarse que su hijo reciba toda la leche que necesita, por lo que debe asistir a sus controles de salud y mantener un adecuado estado nutricional.

¿Quién pueden recibir leche donada?

-Prematuros de menos de 1500 grs. y/o menores de 32 semanas de edad gestacional.

-Hospitalizados en el Servicio de Neonatología del Complejo Asistencial Dr. Sótero del Río.

-Con indicación médica de alimentación con leche materna

-Con consentimiento firmado por su madre o padre para su administración.

Unidad de Cuidados Integrales del Prematuro

El Servicio de Neonatología cuenta con la Unidad de Cuidados Integrales del Prematuro, convirtiéndose también en pioneros en contar con un equipo de exclusividad para prematuros. De acuerdo a lo que señala la Dra. Marcela Díaz, neonatóloga y coordinadora de esta unidad, actualmente existe cerca de un 85% de sobrevida de niños prematuros menores de 32 semanas y bajo los 1500 gramos, cifra muy similar a los países desarrollados. Sin embargo, “la cantidad de niños prematuros ha ido disminuyendo en los últimos años, probablemente por el mejor manejo perinatal”, enfatiza.

Egresan entre 100 y 110 prematuros extremos cada año, los cuales son atendidos por un equipo multidisciplinario. El promedio de hospitalización es aproximado de 60 días, pero el rango va entre los 30 días (bebés un poco más grandes) y algunos que han estado hospitalizado hasta 8 meses. “La familia pasa a formar parte del equipo de salud y nuestro rol es incorporarlos al cuidado del prematuro, y por eso nace esta unidad de cuidado exclusivo a estos bebés, en una sala individual, con cuidados orientados al neurodesarrollo y a la integración de la familia al cuidado de sus hijos”, agrega la Dra. Díaz.

Verónica Valenzuela, donante de leche del Banco de Leche Materna.

Servicio de Neonatología conmemoró el Día del Prematuro